imagen html de ejemplo
EL PILOTO PORTUGUÉS NUNO PINTO FICHA POR EL TEAM FORDZILLA, EL EQUIPO DE SIMRACING DE FORD
cristaleria drago

EL PILOTO PORTUGUÉS NUNO PINTO FICHA POR EL TEAM FORDZILLA, EL EQUIPO DE SIMRACING DE FORD

El Team Fordzilla es hoy más potente gracias al fichaje del piloto portugués Nuno Pinto, quien llega para fortalecer las capacidades del equipo de simracing en la plataforma rFactor 2. Pinto, de 32 años, saltó a la fama tras su participación en el programa McLaren Shadow, que seleccionaba a los mejores simracers para formarles en la pista ‘real’. Esto lo consolidó como uno de los pilotos de esports más prometedores del momento; y tras su paso por el equipo Triple A -escuadra propiedad del expiloto de F1 Olivier Panis-, Nuno Pinto da el salto al equipo de simracing oficial de Ford: Team Fordzilla.

“La llegada de Nuno nos dibuja un futuro muy emocionante, porque es el primer piloto que llega al equipo para competir en exclusiva para la plataforma rFactor 2”, comenta José Iglesias, capitán del Team Fordzilla. “El nombre de Nuno ya sonaba en las carreras de rFactor 2. Cuando se nos presentó la oportunidad de ficharlo para Fordzilla, no quisimos desaprovecharla, porque su figura supone un gran potencial de cara a competir en la plataforma rFactor 2 -donde, hasta la fecha, no teníamos presencia-”.

Y es que el mundo del simracing profesional exige estar especializado en el simulador en que se compite; si quieres ser realmente bueno, debes ser especialista. “Es como si en tenis, se hablase de diferentes pistas: tierra batida, pista…”, explica Iglesias con una sonrisa.

En el horizonte más cercano de Nuno Pinto se vislumbra su participación en la próxima temporada de GT Pro -el campeonato más importante de turismos de Rfactor 2-; y lo hará vistiendo el mono de Fordzilla.

Entrevistamos a Nuno Pinto a su llegada al equipo Fordzilla

Nuno, ¿por qué el Team Fordzilla?

Nuno Pinto (NP): Lo primero fue el nombre de Ford, ya que creo que es muy importante tener una conexión con una marca como esta. Pocos pilotos portugueses tienen un vínculo con una marca de tal envergadura. En segundo lugar, el reto; lo que supone vincularse a una marca de esta magnitud, todos los deberes y obligaciones, los objetivos… Y, el fin último de difundir el nombre de Ford, el mío, y ganar lo máximo posible.

En este mismo sentido, con tu llegada al equipo, ¿cuáles son los objetivos que te planteas para ti y para Fordzilla?

NP: Todavía no hemos definido claramente el objetivo de esta temporada; hace muy poco tiempo que me incorporé al equipo. Pero, por lo poco que hemos hablado, el objetivo es estar siempre arriba; es decir, conseguir resultados constantes y lo más cerca posible de los primeros puestos. Evidentemente, ganar es complicado, como en todos los deportes al más alto nivel, pero mi objetivo personal es estar siempre en el top 10 o top 5, de forma regular; y después, quizás algún podio. En un futuro más a largo plazo, me gustaría ir más allá y conseguir algunas victorias.

¿Cómo empezaste en este deporte? ¿Qué pasos diste para llegar hasta aquí?

Como cualquier pasión, la mía me viene de cuando era un niño. Por desgracia, el motorsport de la vida real es muy caro, se necesita mucho dinero para competir. El deseo siempre han estado aquí, pero desgraciadamente nunca he tenido la disponibilidad financiera de hacerlo. Así que esta es la mejor alternativa, por así decirlo, para matar las ganas. Cuando tuve la oportunidad de probar el simulador con pedales y volante por primera vez, pensé: «Esto parece real, o cercano a lo real». Esto fue en 2008, cuando conduje en rFactor 1, el primer simulador que probé. Y descubrí lo que esto implica: poner a punto el vehículo, tener que cambiar de marcha… Estamos acostumbrados a esos juegos de videoconsola en los que todo se hace automáticamente. En un simulador todo es muy distinto, va un paso más allá. Así que, a partir de ese momento, empecé a dedicarle más tiempo y a aprender; a desarrollar no solo la conducción, sino los conocimientos que se necesitan para poner a punto un coche, poco a poco y sin ayuda… En 2012 entré en el equipo de unos amigos, lo que me ayudó a desarrollarme aún más. En 2015, mi dedicación era ya casi absoluta: iba del trabajo al simulador, del simulador a la cama y a trabajar al día siguiente.

En 2018 gané la final de McLaren Shadow en rFactor 2, y en 2019 fui a Londres para la final mundial, donde quedé segundo. A partir de ese momento, empecé a dedicarme prácticamente al 100% y a convertirme, entre comillas, en un profesional del deporte.

Dado que tienes cierta experiencia en la conducción de coches reales, ¿crees que esta experiencia con ellos ayuda a ser un mejor piloto en el simracing y, por otro lado, es válido decir que un buen piloto en el simracing puede ser mejor piloto en la pista?

Para ser sincero, mi experiencia con los coches reales es en el karting; además, tuve la suerte de conducir un McLaren GT4 de carreras gracias al Proyecto McLaren Shadow -el premio por llegar a la final fue la oportunidad de dar algunas vueltas a la pista-. Sinceramente, no esperaba que se pareciera tanto a la simulación. Pensé que iba a notar una gran diferencia, pero no.

En mi opinión, puede ser más fácil pasar de la simulación a la vida real, porque en la simulación estás acostumbrado a lo que ves y lo que sientes en los pedales y el volante. En la vida real, sientes con todo tu cuerpo, estás ahí al 100%, y cuando te trasladas al simulador es diferente. Es casi como si quitaras cosas que estás acostumbrado a sentir, con lo que a muchos pilotos les cuesta más cambiar a un simulador. Al contrario es más fácil. Es obvio que un simracer no llegará de la noche a la mañana y a ser tan rápido como un piloto con 10 años de experiencia, pero sí rodará en una pista de un modo consistente.

¿Qué cualidades debe tener un buen piloto de simracing?

En primer lugar, mucha paciencia. Y es que, por mucha formación que se tenga, a veces se llega a un punto en el que no se mejora; en esos momentos te preguntas qué puedes hacer. Hay que tener paciencia, analizar las cosas e incluso, a veces, hay que dar marcha atrás, y decirse vale, lo estoy haciendo mal, voy a cambiar.

En segundo lugar, es vital tener buenos reflejos, y la habilidad necesaria para conducir con la máxima concentración el mayor tiempo posible. Conozco a mucha gente que puede ser rápida durante una, dos, tres vueltas; y de repente, todo cambia -ya sea por el rendimiento del propio coche o incluso de la persona-….

¿Qué consejos daría a quienes quieren iniciarse en este deporte?

Si me hicierais esa pregunta hace 10 años, no sabría que responder. Había poca información, poco material. Hoy en día es mucho más fácil. Para arrancar tan solo se necesita un volante y unos pedales, algo que cualquiera puede encontrar en tiendas, en Internet, en sitios de venta de segunda mano       Hoy es mucho más fácil tener acceso a estos materiales.

Y una vez comprados el volante y los pedales, tan solo hay que instalarlos a un ordenador, y elegir un simulador adecuado para principiantes. Lo ideal es uno que no esté esté demasiado centrado en la parte técnica. Hay varias opciones; el más idóneo para un principiante es quizás Assetto Corsa, porque tiene muchos circuitos, y muchoa tipoa de coche: desde uno con poca potencia, hasta un fórmula 1.

Más adelante, cuando se quiera pasar a un nivel superior, se puede optar por otros como iRacing, rFactor2…

Y muchas horas de trabajo y formación…

Sí, desde luego. Por ejemplo, el lunes por la mañana me informaron de que tenía una carrera de acceso al mundial de GT con rFactor 2. Estuve en el simulador desde las 11 de la mañana hasta la hora de la carrera -por la tarde-; salí del simulador a las nueve menos cuarto de la noche.

Y este ritmo es casi diario…

Sí, sí, es un ritmo diario. Por ejemplo, si tengo una carrera mañana, paso la tarde y quizá la noche en el simulador. Tengo la suerte de poder organizar mi vida libremente, pero el entrenamiento son 6, 8, 10 horas en el simulador. Puede que no siempre sea conduciendo; a veces estamos desarrollando algo, o con la configuración, o lidiando con problemas o hablando con los jefes de equipo, con los compañeros, tratamos de ayudarnos mutuamente y básicamente pasamos unas 8, 10, 12 horas al día en torno a esto. Hay quien piensa que esto es sentarse aquí, hacer una hora al día, y al día siguiente estamos corriendo, y no es así. Esto es una profesión y el día a día es agotador.

¿También requiere una preparación física?

Todo el trabajo que hacemos aquí, en el simulador, ya nos prepara para las carreras. Es como el entrenamiento para cualquier otro deporte; si entrenamos, llegamos a la carrera preparados. Pero es cierto que conveniente hacer ejercicio físico. Esto nos ayuda a mantenernos en situaciones de estrés sin descanso y frescos. Además, hay pequeñas cosas que se aprenden con la experiencia. A mí nadie me enseñó, pero hoy podría ayudar a otros a acortar su formación en un 80%.

¿Hay formación, escuelas?

Están los llamados coaches, los entrenadores. Encontrarlos es cosa del boca a boca. Pero sí, hay escuelas en otros países. En Estados Unidos, en Alemania, hay escuelas que se dedican solo a formar a principiantes e incluso a simracers de más nivel.

Deja un comentario

Derecha3K Motor

Haz tu petición,Whatsapea con nosotros